y ponele Bahamas

yendo de méxico a las bahamas nos sobrevoló 4 veces un avión de la US NAVY. la primera todos dijimos Uy qué loco. la cuarta todos pensamos Acá nos tiran. por las dudas. cómo te asustan estos turros con sólo mostrarte dos alitas que dicen US NAVY. no me quiero imaginar lo que se siente cuando aparecen por tu barrio para reinstaurar el orden con un trencito de tanques. yo, precavido, tiré una botella al agua con un mensaje adentro. PUTO EL QUE LEE, decía. mi máquina de la felicidad sigue andando de parabienes. ahora resulta que se sumó al staff del aphrodite mi primo nacho. es que yo solo no podía con tanto surrealismo. nacho es un tipo al que quiero mucho, y nos entendemos con sólo decirnos Che cuidado con ese enchufe que si lo tocás mojado te quedás pegado. nacho se está quedando peluca, pero lo lleva con hidalguía. y hasta se ríe. de las 700 islas que hay en las bahamas recorrimos solo 3 [view photos!]. una estaba casi casi abandonada. mucha playa desierta, mucho cartel tirado por ahí, y el casi casi que se hace realidad cuando aparece un catamarán atiborrado de turistas americanos con una permanente expresión de montaña rusa. es lógico que la gente grite cuando se quema con leche hirviendo o le pegan un tiro, pero qué necesidad hay de gritar continuamente cuando te vas de vacaciones. ¿acaso no la estás pasando bien? y acá vendría la parte donde remato con algo gracioso y/o hasta inteligente, pero me dejé el pollo en el horno.

1 comentario :

  1. Anónimo7/9/08 02:03

    Nadie escribio en este post asi que yo lo estreno. Muy lindo todo esto, me lo desayuno cada lunes.
    Una tal Florencia.

    ResponderEliminar